Si ya has tratado en tu blog el tema de cualquiera de los artículos que lees aquí, te animo a dejar en la sección de comentarios un enlace o URL que nos lleve hacia él, siempre y cuando no sea para hacer proselitismo de la superstición en cualquiera de sus variantes. Todos ganamos con el intercambio fomentando la discusión racional.

No hay nadie más ignorante e inútil que aquel, que de rodillas y con los ojos cerrados busca una respuesta.


PARA SU INFORMACIÓN: Los ateos no creemos en ninguno de los 2.700 dioses que ha inventado la humanidad, ni tampoco en el diablo, karma, aura, espíritus, alma, fantasmas, apariciones, Espíritu Santo, infierno, cielo, purgatorio, la virgen María, unicornios, duendes, hadas, brujas, vudú, horóscopos, cartomancia, quiromancia, numerología, ni ninguna otra absurdez inventada por ignorantes supersticiosos que no tenga sustento lógico, demostrable, científico ni coherente.

Red Atea

Red de blogs AteosMagufos, Blogs de escepticismo y ciencia

Buscar este blog

Se ha producido un error en este gadget.

11 de septiembre de 2015

¿Existe lo sobrenatural?



A lo largo de la historia e incluso en la actualidad miles de millones de personas creen en fenómenos sobrenaturales, pero ¿existe lo sobrenatural?

Según la Wikipedia sobrenatural es “algo que se tiene como por encima, que excede o está más allá de lo que se entiende como natural o que se cree existe fuera de las leyes de la naturaleza y el universo observable”. Ahora bien, esta definición tiene una importante laguna ¿qué es el universo “observable”? 

Para los antiguos, la realidad, los fenómenos naturales eran sólo aquello que podían percibir directamente con sus 5 sentidos y que experimentaban en su vida cotidiana. Después tras siglos de investigación científica en donde el conocimiento acumulado es ingente, la más avanzada tecnología científica nos ha desvelado que nuestros sentidos únicamente recogen una fracción muy diminuta de lo que es el Universo, ya que por ejemplo existen ondas de radio, rayos X y otros componentes todavía más “extraños” aunque todavía naturales como son la materia o la energía oscuras. Es más, fenómenos naturales como la luz tienen explicaciones contraituitivas como la famosa dualidad onda-corpúsculo que llevó siglos comprender, pero que sin embargo utilizamos profusamente en nuestra tecnología actual. 

Viendo en perspectiva la historia humana, el término “natural” (es decir todo aquello que puede ser explicado mediante leyes físicas) ha ido creciendo imparablemente al ir incluyendo fenómenos, sucesos y elementos varios previamente desconocidos para la ciencia. Y por tanto entonces el término “sobrenatural” en realidad tiende a agrupar simplemente los fenómenos que en cada momento de la historia son incompresibles científicamente, es decir es equivalente a la ignorancia y al desconocimiento. 

Y existe un ejemplo perfecto de este continuo trasvase de fenómenos del mundo sobrenatural hacia el natural: las posesiones demoniacas. Hace unos siglos el mundo estaba lleno de endemoniados, en la actualidad sabemos que estos pobres individuos son simples enfermos mentales que pueden ser tratados mediante la cada vez más moderna y efectiva neuropsiquiatría. Bueno, en realidad todavía quedan algunos recalcitrantes (aunque todavía muy poderosos) individuos anclados mentalmente al oscuro Medievo que no aceptan que no existan demonios, sino simples enfermos mentales, y quizás estos pobres fanáticos también deberían ser tratados médicamente por esa misma neuropsiquiatría que al parecer desconocen totalmente.

5 comentarios:

  1. Sería muy enriquecedor que ante una "posesión demoníaca", se convocara a un equipo interdisciplinario tanto médico como religioso, para describir la enfermedad y hacer las investigaciones necesarias. Es una pena que se manejen en rotal hermetismo y no nos dejen nada a los ateos para debatir nuestros argumentos

    ResponderEliminar
  2. Dices que nuestros sentidos solo captan una fracción diminuta de lo que es el Universo, y que todo lo que se ha entendido a lo largo de la historia como "sobrenatural" era simplemente puro desconocimiento e ignorancia. Algo aplicable a la actualidad. Y... Siendo como soy de escéptica, a la par que agnóstica, a día de hoy no tengo valor para negar la existencia de algo inexplicable. De los endemoniados no solo se han descrito casos, sino auténticas teorías al respecto. Y por personajes ilustres, no por catetos de pueblo, precisamente. Es cierto que el miedo y el desconocimiento crean toda una fantasía alrededor de la idea pero, ¿y la idea en sí? ¿qué sabemos realmente acerca de ella? ¿es mera invención? ¿existe algo más allá de nuestro minúsculo conocimiento al respecto?
    Antes de llegar aquí leí la teoría de un científico que decía que lo paranormal/sobrenatural ocurre en una dimensión distinta la nuestra (basándose en la idea de Einstein sobre la existencia de cuatro dimensiones) y por ello somos capaces de percibirlo (al menos algunos);pero a su vez, somos incapaces de darle una explicación científica a dichos fenómenos porque simplemente escapa a nuestros sentidos. Es decir, no podemos explicar algo que no ocurre en nuestro espacio-tiempo.

    Lo que vengo a decir es que, podemos creer o no hacerlo, pero nunca negar la existencia de algo que escapa a nuestro entendimiento.

    Saludos, interesante post.

    ResponderEliminar
  3. Jen

    "... a día de hoy no tengo valor para negar la existencia de algo inexplicable"

    Bueno es que las cosas que históricamente se han considerado inexplicables ahora tienen explicación. Por ejemplo los endemoniados. Ahora sabemos que son pobres enfermos psiquiátricos.

    Ya lo de la "teoría" de que lo "paranormal/sobrenatural ocurre en una dimensión distinta la nuestra" aunque " somos capaces de percibirlo" suena a palabrería. Hasta ahora nadie ha mostrado siquiera un indicio de que existan esas dimensiones. Y aún cuando existieran ¿cómo las vamos a percibir? La respuesta más plausible a la vista de lo que ahora sabemos de neurociencia es que todo ello sea un autoengaño de nuestro cerebro.

    "... pero nunca negar la existencia de algo que escapa a nuestro entendimiento"

    Aquí disiento completamente, tenemos muchos datos para indicar que todo el mundo "espiritual" como he dicho anteriormente es una mera ilusión de nuestro cerebro.

    ResponderEliminar
  4. Aquello que no tiene una explicación objetiva comprobable, tiene sí una explicación simple: no existe. Porque todo aquello que es una visión emocional particular que no pude ser demostrado, es simplemente un delirio.
    Se ha demostrado varias veces que la mente nos engaña, siendo necesario para descubrirnos si estamos siendo engañados o no, herramientas utilizadas por la ciencia, ya que estas no se engañan.
    Un ejemplo elemental que puede demostrar un engaño visual es el arcoíris, ya que este no existe, mismo así conseguimos verlo por una falla en nuestro sistema de percepción visual. Y el arcoíris lo podemos fotografiar! ¿Cómo no podemos fotografiar fantasmas, ángeles, dioses, gnomos, etc..? Debe ser porque son más falsos que un arcoíris.

    ResponderEliminar