Si ya has tratado en tu blog el tema de cualquiera de los artículos que lees aquí, te animo a dejar en la sección de comentarios un enlace o URL que nos lleve hacia él, siempre y cuando no sea para hacer proselitismo de la superstición en cualquiera de sus variantes. Todos ganamos con el intercambio fomentando la discusión racional.

No hay nadie más ignorante e inútil que aquel, que de rodillas y con los ojos cerrados busca una respuesta.


PARA SU INFORMACIÓN: Los ateos no creemos en ninguno de los 2.700 dioses que ha inventado la humanidad, ni tampoco en el diablo, karma, aura, espíritus, alma, fantasmas, apariciones, Espíritu Santo, infierno, cielo, purgatorio, la virgen María, unicornios, duendes, hadas, brujas, vudú, horóscopos, cartomancia, quiromancia, numerología, ni ninguna otra absurdez inventada por ignorantes supersticiosos que no tenga sustento lógico, demostrable, científico ni coherente.

Red Atea

Red de blogs AteosMagufos, Blogs de escepticismo y ciencia

Buscar este blog

Se ha producido un error en este gadget.

16 de julio de 2010

Gobierno laicista

Desde hace mucho tiempo se viene acusando de actitud “laicista y sectaria” al Gobierno sobre el tema de la Religión por lo que quisiera hacer unas breves apreciaciones. El Gobierno como representante de todos los españoles no puede tratar de forma distinta a los ciudadanos según profesen o no credos distintos. La propia Constitución indica claramente que nadie puede ser discriminado por sus creencias. Pues bien todos aquellos que tachan de sectario al Gobierno en el tema lo único que desean es mantener la situación de privilegio que mantiene la Iglesia católica desde el famoso Concordato de 1979 (que es inconstitucional). Somos muchos los españoles (desde los creyentes en otros Dioses hasta los ateos, que también existimos) desfavorecidos por el trato preferencial que siempre se da en este país a los católicos: exención de impuestos a la Iglesia, financiación con cargo al IRPF de la misma (yo también quiero una casilla en donde dar un porcentaje de mis impuestos a sociedades ateas), regalo de suelo por parte de los ayuntamientos para construcción de parroquias (que nos den también a los ateos terrenos para hacer centros de reunión), profesores de religión (que paguen con cargo a impuestos la contratación de profesores para Ateísmo y se dé la opción a los padres a elegir esta asignatura), y así un largo etcétera. En resumen o el Estado financia todas y cada una de las religiones en las que cualquier español pueda creer por muy extrañas que estas nos parezcan (desde budistas, hinduistas, animistas, etc. hasta seguidores del Diablo, personas que creen en los extraterrestres, etc.) o bien desde un punto de vista de neutralidad estatal se dejan de financiar todas (incluida por supuesto la católica) y que cada español contribuya con donativos privados sin desgravación a la creencia que desee. Yo por mi parte prefiero esta última porque así se vería cuantos católicos de boquilla lo son de verdad y a lo mejor nos llevamos una sorpresa y este país no es tan católico como nos quieren hacer creer algunos.

2 comentarios:

  1. Anónimo1:21 p. m.

    El ateísmo no es una doctrina y ni mucho menos, religiosa. No deberíamos convertir el ateísmo en una especie de pseudoreligión. No es lo mismo el ateísmo que el anti-clericalismo. El privilegio de la Iglesia es una perversión en un Estado democrático moderno. La España católica es un anacronismo medieval.

    ResponderEliminar
  2. Anónimo12:38 a. m.

    este país llamado España, está lleno de cuervos negros que solo son parásitos sociales, y que cada vez se ven
    mas aislado por los avances científicos, que les demuestran que la religión solo es un negocio para un montón
    de vagos y corruptos que viven del engaño frenando en la medida de lo que pueden el avance científico y el nivel cultural de los países aprovechando la ignorancia de la aborregada.

    ResponderEliminar