Si ya has tratado en tu blog el tema de cualquiera de los artículos que lees aquí, te animo a dejar en la sección de comentarios un enlace o URL que nos lleve hacia él, siempre y cuando no sea para hacer proselitismo de la superstición en cualquiera de sus variantes. Todos ganamos con el intercambio fomentando la discusión racional.

No hay nadie más ignorante e inútil que aquel, que de rodillas y con los ojos cerrados busca una respuesta.


PARA SU INFORMACIÓN: Los ateos no creemos en ninguno de los 2.700 dioses que ha inventado la humanidad, ni tampoco en el diablo, karma, aura, espíritus, alma, fantasmas, apariciones, Espíritu Santo, infierno, cielo, purgatorio, la virgen María, unicornios, duendes, hadas, brujas, vudú, horóscopos, cartomancia, quiromancia, numerología, ni ninguna otra absurdez inventada por ignorantes supersticiosos que no tenga sustento lógico, demostrable, científico ni coherente.

Red Atea

Red de blogs AteosMagufos, Blogs de escepticismo y ciencia

Buscar este blog

Se ha producido un error en este gadget.

29 de noviembre de 2016

La miseria en España es cada vez más evidente



Nuestros neoliberales gobernantes llevan ya varios años intentando convencer a la ciudadanía que gracias a sus ímprobos esfuerzos lo peor de la crisis ha pasado y que los españoles no tenemos nada que temer y que un día de estos seremos todos ricos y felices. 

Pero la realidad es tozuda y aunque es verdad que las empresas vuelven con renovados bríos a cifras de vértigo en cuanto a beneficios, el hecho es que los habitantes de este tan particular país somos cada día un poco más pobres y que la miseria acecha a millones de personas y en donde ni siquiera tener trabajo es ya garantía alguna de vivir más o menos dignamente.

Porque tal y como indican las estadísticas el porcentaje de trabajadores que cobran menos de mil euros mensuales ha subido en los últimos años desde un más que vergonzoso 40% hasta un 47%. Y lo más terrorífico es que el número de españoles que en la actualidad trabajan por menos del salario mínimo (unos irrisorios seiscientos y pico euros al mes que no llegan ni para malvivir) es ya de cerca de seis millones, ¡el 34% de los trabajadores y subiendo año tras año!



Así que a la vista de estas terribles estadísticas sólo queda por concluir que vivimos en un país de esclavos, en donde votación tras votación millones de personas pertenecientes a las clases sociales más desfavorecidas apoyan más que idiotizadamente con su más que increíble voto que la caterva de filofascistas neoliberales y corruptos que nos gobierna siga año tras año esquilmando la nación y así poco a poco cada vez más cerca del terrible Tercer Mundo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada