Si ya has tratado en tu blog el tema de cualquiera de los artículos que lees aquí, te animo a dejar en la sección de comentarios un enlace o URL que nos lleve hacia él, siempre y cuando no sea para hacer proselitismo de la superstición en cualquiera de sus variantes. Todos ganamos con el intercambio fomentando la discusión racional.

No hay nadie más ignorante e inútil que aquel, que de rodillas y con los ojos cerrados busca una respuesta.


PARA SU INFORMACIÓN: Los ateos no creemos en ninguno de los 2.700 dioses que ha inventado la humanidad, ni tampoco en el diablo, karma, aura, espíritus, alma, fantasmas, apariciones, Espíritu Santo, infierno, cielo, purgatorio, la virgen María, unicornios, duendes, hadas, brujas, vudú, horóscopos, cartomancia, quiromancia, numerología, ni ninguna otra absurdez inventada por ignorantes supersticiosos que no tenga sustento lógico, demostrable, científico ni coherente.

Red Atea

Red de blogs AteosMagufos, Blogs de escepticismo y ciencia

Buscar este blog

Se ha producido un error en este gadget.

4 de marzo de 2016

Exterminando a los defensores del medio ambiente



Año tras año aumentan en todo el mundo los asesinatos de activistas medioambientales, con la desidia cuando no la colaboración de los gobiernos de los países implicados.


Así según denuncia la ONG "Global Witness" en el año 2014 fueron asesinadas 116 personas por defender los derechos mediambientales de diversos colectivos o naciones. Este dato es alarmante pues que es un 20% superior al del año 2013, por lo que mucho me temo que cuando se publiquen las estadísticas de recién finalizado 2016 las muertes habrán sido mayores.

La mayoría de estos crímenes se producen en Centroamérica y Sudamérica, siendo Honduras y Brasil las naciones más peligrosas para los activistas ambientales y de la tierra, ya que en el pequeñ estado centroamericano han sido asesinados 99 activistas entre 2010 y 2014 y 425 en el gigante sudamericano en el mismo periodo. 



Y sin embargo nadie se indigna ante tal masacre, porque ya sabemos que las grandes corporaciones, en connivencia con las élites de estos país, están convirtiendo los territorios en una gigantesca mina, de donde extraer esos recursos minerales tan necesarios para mantener nuestro despilfarrador y consumista modo de vida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario