Si ya has tratado en tu blog el tema de cualquiera de los artículos que lees aquí, te animo a dejar en la sección de comentarios un enlace o URL que nos lleve hacia él, siempre y cuando no sea para hacer proselitismo de la superstición en cualquiera de sus variantes. Todos ganamos con el intercambio fomentando la discusión racional.

No hay nadie más ignorante e inútil que aquel, que de rodillas y con los ojos cerrados busca una respuesta.


PARA SU INFORMACIÓN: Los ateos no creemos en ninguno de los 2.700 dioses que ha inventado la humanidad, ni tampoco en el diablo, karma, aura, espíritus, alma, fantasmas, apariciones, Espíritu Santo, infierno, cielo, purgatorio, la virgen María, unicornios, duendes, hadas, brujas, vudú, horóscopos, cartomancia, quiromancia, numerología, ni ninguna otra absurdez inventada por ignorantes supersticiosos que no tenga sustento lógico, demostrable, científico ni coherente.

Red Atea

Red de blogs AteosMagufos, Blogs de escepticismo y ciencia

Buscar este blog

Se ha producido un error en este gadget.

20 de abril de 2015

A dios le gustan blanquitas y rubitas



Una de las más estúpidamente ofensivas creencias de los ignorantes cristianos consiste en pensar que un ser atemporal, omnisciente y todopoderoso dedica su tiempo a escuchar y a cumplir las más patéticamente egoístas súplicas de algunos de los más iletrados monos sin pelo que pueblan este pequeño planeta perdido en el rincón más oscuro de una galaxia del montón.

Así en los siempre muy descerebradamente piadosos EEUU una niña blanquita, rubita con sus gafitas de diseño y muy monilla ella se ha convertido en toda una demente celebridad al desvelar su increíble milagro cristiano. Resulta que nuestra protagonista se resbaló del álamo en el que estaba subida, cayendo desde tres metros de altura al tronco hueco del árbol y apareciendo en otra dimensión. Inciso ¿les suena de algo el argumento? Lo mismo nuestra cristianita había leído hace poco el famoso cuento carrolliano y vio la oportunidad de alucinar con sus semejantes.

Pues bien adivinen donde nuestra piadosa niñita apareció como de repente. ¡Claro que sí! se reunió con nada más y nada menos que con Jesús en el cielo (cristiano se entiende, que los demás son inventos del Maligno para pervertir las almas de los incautos), individuo que según la testigo tenía una barba marrón, pelo castaño y vestía una túnica blanca. Así que ahora tenemos una prueba fehaciente que toda la iconografía cristiana pintada por esos artistas de la Edad Media se realizó bajo divina inspiración.

Allí, nuestra piadosa cristianita le preguntó a Jesús si se podía quedar en el cielo con él, pero Nuestro Señor le respondió "No Annabel, tengo planes para ti en la Tierra". Y parece que el hijo ilegítimo de la paloma fornicadora se tomó muchos desvelos por Annabel ya que parece ser que la curó de varias graves enfermedades que sufría nuestra elegida.  En ascuas quedo, ¿será la próxima Premio Nobel de Medicina por encontrar una cura contra el cáncer o el SIDA? ¿acabará con las guerras o el hambre en el mundo? aunque a la vista de los "grandes logros" desarrollado por los siempre dementes elegidos de la orgiástica e incompresible santísima trinidad cristiana, la verdad es que muchas esperanzas no tengo.  

Por lo pronto el verdadero milagro es que el libro que narra sus alucinógenas aventuras arbóreas ha vendido millones de ejemplares en los siempre catetos EEUU y los derechos para el cine de la historia se han cerrado por la módica cantidad de 91 millones de dólares. ¡Eso sí que es un prodigio de categoría!

Así que a la vista de los hechos no queda nada más que confirmar que a la zarza ardiente le gustas las niñitas rubitas y blanquitas estadounidenses como Annabel (bueno más o menos como a todos los curas pederastas de la santa madre iglesia  exceptuando quizás el sexo, que sus representantes en la Tierra son más de violar a infantes del sexo masculino)


y queda totalmente confirmado que a la vez siente verdadera aversión por esos cientos de millones de niños negros o asiáticos que perecen en la más terrible miseria, asolados por el hambre y las enfermedades y esos millones de indefensos masacrados en todas y cada de las innumerables guerras que han ocurrido a lo largo de la Historia.


1 comentario: