Si ya has tratado en tu blog el tema de cualquiera de los artículos que lees aquí, te animo a dejar en la sección de comentarios un enlace o URL que nos lleve hacia él, siempre y cuando no sea para hacer proselitismo de la superstición en cualquiera de sus variantes. Todos ganamos con el intercambio fomentando la discusión racional.

No hay nadie más ignorante e inútil que aquel, que de rodillas y con los ojos cerrados busca una respuesta.


PARA SU INFORMACIÓN: Los ateos no creemos en ninguno de los 2.700 dioses que ha inventado la humanidad, ni tampoco en el diablo, karma, aura, espíritus, alma, fantasmas, apariciones, Espíritu Santo, infierno, cielo, purgatorio, la virgen María, unicornios, duendes, hadas, brujas, vudú, horóscopos, cartomancia, quiromancia, numerología, ni ninguna otra absurdez inventada por ignorantes supersticiosos que no tenga sustento lógico, demostrable, científico ni coherente.

Red Atea

Red de blogs AteosMagufos, Blogs de escepticismo y ciencia

Buscar este blog

Se ha producido un error en este gadget.

26 de junio de 2013

El verdadero coste económico de las mal llamadas terapias naturales o alternativas



Una de las grandes objeciones que se le suele poner (desde puntos de vista “alternativos”) a la medicina científica es su imbricación con la economía y los negocios mediante la venta de medicamentos por parte de la industria farmacéutica. Por el contrario, los defensores de las más variadas terapias “naturales o alternativas” siempre inciden que en el supuesto altruismo de la medicina holística, que según ellos ha sido desarrollada generosa y únicamente para satisfacer las necesidades de la gente sin solicitar contraprestación económica alguna. 


Pero la realidad es tozuda y en cuanto se analiza racionalmente esta afirmación aparece una verdad muy diferente. El caso más llamativo es el de la homeopatía, en donde por ejemplo la empresa Boiron que, aunque se define en su web como un laboratorio farmacéutico familiar, es en realidad una multinacional en toda regla con 18 empresas filiales y presencia en 60 países, una empresa con 4000 empleados repartidos por todo el mundo y con una cifra de negocio de más de 500 millones de euros anuales. 

Pues bien este caso lejos de ser una excepción es un ejemplo más dentro del absolutamente mercantilizado mundo de las mal llamadas terapias naturales o alternativas, ya que únicamente en EEUU las medicinas holístico-naturales mueven la increíble cifra de 34.000 millones de dólares anuales. Así que de medicina barata, altruista y filantrópica nada de nada. Y además con el agravante de que como todas estas "supuestas" terapias no han sido científicamente validadas, muchas de ellas (si no todas) en realidad no curan nada y entonces sólo pueden ser consideras meras estafas (en el mejor de los casos) o incluso dañinas y peligrosas intervenciones mágico-supersticiosas cuando ponen en peligro la salud de los incautos pacientes al interferir con la medicina científica, esa medicina tan denostada que tantas veces cura de verdad y que permite a muchos de sus detractores continuar vivos para seguir menospreciándola. 
 



2 comentarios:

  1. El título dice "el verdadero costo" y me he decepcionado, no dice nada de lo que promete. Eso es lo que se llama amarillismo seudoescéptico. Lo mejor de todo es que sigue cometiendo falacias básica, por ejemplo el texto dice:

    "Así que de medicina barata, altruista y filantrópica nada de nada. "

    Esto se conoce como falacia de precipitación generalizada, y consiste en asignar los atributos de un grupo (empresas de medicinas alternativas) con los prácticantes que no dependen de la industria alternativa. Ahora resulta que todos los practicantes deben tener el respaldo de Boiron o de cualquiera otra multinacional. En resumen: El ateo seudoescéptico cae en lo mismo de lo que acusa a los "magufos", éstos generalmente acusan a los primeros de ser pagados por el "Bigpharma", mientras que el ateo es capaz de invertir la operación en una forma de tuquoque.

    ResponderEliminar
  2. zetetic150

    Si hubieras leído bien la entrada verías que mi argumento es que las medicinas holísiticas son administradas por curanderos, pseudomédicos diversos o empresas, y que todos ellos cobran por sus "servicios". Como estas pseudomedicinas no son efectivas en ningún caso nos encontramos ante un frade económico evidente. Si vas a una tienda a comprar comida y te venden "filetes homeopáticos" de agua te están estafando.

    Y finalmente, no sé en que parte de la entrada se dice que los consumidores de homeopatía son estafadores. Entiende bien lo que escribo porque es todo lo contrario: LOS CONSUMIDORES DE HOMEOPATIA SON ESTAFADOS por las empresas como Boiron y los "medicos" que les recetan esas abusrdas pastillas de NADA.

    ResponderEliminar